Cómo construir un negocio de marca personal: 7 pasos básicos

Yacarlí Carreño · 01 Jun, 2022 · 10 min

Aquí puede estar el comienzo de tu nueva aventura creando tu negocio de marca personal. Sigue leyendo para saber más. 

¿Te has planteado alguna vez comenzar a crear tu marca personal?… pero, incluso, ¿ir más allá?… ¿Te has planteado crear un negocio de tu marca personal?

Hasta si ya tienes una marca, ¿te has planteado que personalizarla y darle un toque de tu propia marca personal podría ser la clave para catapultarla? 

No se puede negar que la marca personal funciona… y que, en el contexto de hoy, cada vez se parece más a un supermercado del que (inevitablemente) todos formamos parte y al que tenemos que acudir para adquirir bienes y servicios; pero también para ofrecer nuestros propios bienes y servicios… 

Y sí, en un entorno tan competitivo, entrar con una marca personal fuerte puede ser la única forma de que nos conozcan, nos recuerden y nos consideren. 

La marca personal está en ese punto medio entre ¨la marca¨ (ese constructo lejano) y la persona (de tú a tú). Es un puente, la humanización del marketing. Allí radica su éxito

Especialmente tras la pandemia, hay cada vez más personas intentando convertir sus ideas y conjuntos de habilidades en un negocio legítimo y una empresa dentro de la economía de los creadores. Y esto –nos guste más o menos– es lícito y es una vía para competir, estar y mantenerse a flote en la era digital. 

Cómo construir un negocio de marca personal
Fuente: Unsplash

¿Cómo podemos hacerlo?

Intentaré explicarlo a través de algunos pasos que considero básicos. 

Establecer el cliente perfecto / ideal

¿Que el cliente perfecto no existe? ¡Claro que sí! ¡Seguro que sí! Existe y tiene espacio para ti. A pesar de no ser la mayor fan de la marca personal, sí que creo que hay público para todo y para todos. Hay un cliente ideal para ti y está esperando a recibir tu toque especial. 

Regístrate gratis Empieza a enviar campañas de email e impulsa tu negocio.

Eso sí: no lo vas a encontrar si no lo estableces bien desde el inicio. 

Como a la hora de hacer el plan de marketing de cualquier marca, a la hora de construir un negocio de marca personal, el primer paso es también establecer ese público objetivo. Solo que, en este caso, más allá del público objetivo, vamos a hablar del cliente ideal.

Hay que definir bien a esa persona… más que por sus características geográficas, por sus gustos, intereses y circunstancias específicas. ¿Qué hace?, ¿a qué se dedica?, ¿qué le gusta?, ¿qué le motiva?, ¿cuáles son sus miedos?

El mayor error que cometen la mayoría de quienes se inician es que no son lo suficientemente específicos.

Cuando te comprometes a construir un negocio de marca personal, es natural que quieras hablar a tantas personas como sea posible. “Es bueno tener opciones”, sin embargo, hay que acotar

El primer paso es centrarse exactamente en a quién deseas servir con tu contenido. Date cuenta desde el principio de que no puedes, y no debes, querer atraer a todos. Deseas que tus contenidos atraigan a cierta persona, una persona a la que puedas servir mejor que nadie en el mundo.

Cómo construir un negocio de marca personal
Fuente: Unsplash

¿Cómo se ve eso?

Antes de continuar, te recomiendo hacer este ejercicio:

Toma una hoja de papel y responde estas preguntas con honestidad y especificidad:

  • ¿Cuál es el nombre de tu cliente perfecto?
  • ¿Dónde vive?
  • ¿Con qué está luchando?
  • ¿Cuánto dinero gana?
  • ¿Qué quiere tu cliente perfecto?
  • ¿Cuál es el “resultado final” que busca tu cliente perfecto cuando te compra?
  • ¿Cuáles son sus circunstancias actuales?
  • ¿Con qué sueña?
  • ¿Cuáles son sus problemas?
  • ¿A qué le tiene miedo?

Una vez que sientas esas bases, podrás avanzar con precisión y enfoque. Te ahorrarás años de estrés y frustración al comprometerte a servir a un grupo específico de personas que quieren y conectan con lo que estás ofreciendo.

Crea un sitio web

¿Por qué empezar con un sitio web?

¿No es más fácil crear una cuenta de Twitter o Instagram? ¿No sería más barato crear una cuenta en Medium y ahorrar el tiempo y el dinero necesarios para crear mi propio sitio web?

La respuesta es sí. Sería más fácil hacer eso. Pero sería un error.

Cuando construyes una marca personal en las redes sociales, lo que estás haciendo es construir tu marca en una propiedad que no es tuya. Las redes sociales no nos pertenecen y, a la hora de construir un negocio de marca personal, lo mejor es tener un medio propio. 

Si eres dueño de los medios, eres dueño de la audiencia. Cuando eres dueño de la audiencia, eres dueño de la atención. Si eres dueño de la atención, haces el dinero.

Cuando publicas contenido en TU sitio web, el crecimiento del contenido aumentará con el tiempo. Cada vez que publicas algo nuevo, es una nueva oportunidad que se encuentra y una nueva idea que se comparte.

A medida que más y más tráfico comience a llegar, el valor del sitio aumentará tanto en términos de los ingresos que genera el tráfico, como en términos de cuánto podrías vender.

Además, hay razones más matizadas para tener un sitio web:

  • Controlas la marca al 100%
  • Estableces tu estrategia de SEO 
  • Usas las redes sociales para atraer tráfico a tu sitio
  • Recopilas direcciones de correo electrónico de manera más efectiva (Construyes tu propia base de datos)
  • Conviertes más fácilmente el tráfico en ventas, lo que pone dinero en efectivo en tu cuenta
  • Te aseguras de la seguridad de tu contenido. En las redes sociales somos 100% susceptibles a cualquier cambio o problema que se presente en estas plataformas
Cómo construir un negocio de marca personal
Fuente: Unsplash

Ojo: Crear un sitio web no tiene por qué ser algo enorme. Muchas personas complican demasiado este paso. Hay muchas opciones asequibles que pueden facilitar la puesta en marcha y no hay que empezar con un proyecto web gigante. No es necesario. 

Escribe un artículo semanal (en tu sitio)

No sé cómo te vas a tomar esto, pero: A la hora de construir un negocio de marca personal, es clave crear y publicar contenido escrito. Hay dos razones principales:

  • Escribir es la mejor manera de convertirte en un experto y capitalizar influencia / posicionarte. 
  • Construir un negocio de marca personal no sucede por accidente. Es trabajo duro. 

Para que tu marca prospere, debes brindar valor a las personas de una manera que pueda posicionarte como experto en tu industria / sector. 

¿Cuál es la mejor manera de establecerse como un experto?

Escribir. 

Casi todas las personas influyentes que conozco o admiro se volvieron así porque dedicaron tiempo a redactar y publicar contenido escrito.

Cuando escribes semanalmente siguiendo un sistema de creación de contenidos, construyes las bases para establecerte como una autoridad y líder de la industria, a la vez que vas aportando valor a la audiencia. 

Con el tiempo, podrás aprovechar tu “autoridad” y utilizarla para vender productos o servicios. La columna vertebral de un lucrativo negocio de marca personal es la palabra escrita. Es posible que incluso desees estudiar las mejores prácticas de publicación de posts de invitados para que tus artículos se publiquen en otros sitios web. Las estrategias de colaboración cruzadas en blogs pueden funcionar muy bien en este caso. 

Y, no puedes olvidar que: Escribir es la mejor manera de obtener tráfico orgánico de los motores de búsqueda.

En pocas palabras, a Google le encantan las palabras.

Cuando Google indexa Internet, lo que está haciendo es mirar las palabras en diferentes páginas web y luego “averiguar” de qué se trata cada página. Google escanea la web y determina qué páginas deben clasificarse en la parte superior de Google para diferentes consultas de búsqueda.

Fuente: Giphy

Con el tiempo, tu sitio generará más autoridad y Google comenzará a recompensar tus esfuerzos de SEO sensatos enviándote tráfico.

La prioridad de Google es responder a las preguntas de sus usuarios lo más rápido posible. Entonces, si el contenido que escribes tiene un gran valor y hace un gran trabajo para ayudar a las personas, a Google le encantará enviar tráfico a tu sitio porque quiere lo mejor para sus usuarios.

Entonces…

Lo importante es publicar contenido de manera constante y comprender que el contenido escrito es la mejor inversión que puedes hacer en tu negocio de marca personal.

Y si eres escritor o creador, tener tu propia audiencia interesada en tus textos también es útil cuando buscas un editor o trabajos relacionados con este sector. 

Crea un boletín

Recapitulemos los primeros tres pasos para construir un negocio de marca personal:

  • Has establecido un nicho y tu cliente perfecto.
  • Creaste tu sitio web.
  • Has comenzado a escribir y publicar contenido.

A continuación, es necesario comenzar a ganar suscriptores de correo electrónico y enviar un boletín semanal.

Fuente: Giphy

Cuando alguien te da su dirección de correo electrónico, te está dando una línea directa de comunicación para interactuar con ellos a través del email marketing (nuestra especialidad). Y, , siempre serás dueño de tu lista de correo electrónico. Es tuya. Puedes llevarla contigo a donde quiera que vayas (y hasta que los usuarios quieran, claro).

Además, el correo electrónico ayuda a establecer una relación personal. Cuando las personas te dan acceso a su bandeja de entrada, generalmente lo hacen porque quieren saber de ti.

¿Cuál es la mejor manera de hacer esto?

  • Curar contenidos de interés para tu audiencia 
  • Ofrecerle oportunidades que puedan solucionarles problemas concretos
  • Aportarles valor / ideas

No necesariamente el contenido tiene que ser tuyo… Tu marca también puede ser un referente a la hora de seleccionar y compartir contenido de interés sobre un sector específico. 

Algunos ejemplos:

  • Weekly.gg: Esta persona escribe un boletín semanal que ofrece noticias seleccionadas importantes y actualizaciones sobre el mundo de los juegos y los deportes electrónicos en general. 
  • Flourish: Claire Emerson escribe un boletín semanal sobre el cuidado personal y la gestión personal (recopilado de otros enlaces)
  • NextDraft: Un boletín diario sobre noticias y eventos actuales.
  • Arepita: Una newsletter que compila noticias verificadas sobre Venezuela. 
  • HuddleUp: Joe Pompliano escribe un boletín diario sobre el negocio de los deportes.
  • Mia Astral: y su famosísima newsletter de astrología.
Cómo construir un negocio de marca personal
Fuente: Techpress

Por supuesto: También puedes usar tus propios contenidos. 

Lo importante es que seas constante en el envío de tus correos electrónicos. 

Podcast + Twitter 

¿Por qué empezar un podcast?

Los podcasts son muy difíciles de monetizar de manera efectiva. A menos que tenga millones de descargas, es probable que tengas dificultades para obtener ingresos significativos directamente. Sin embargo, el podcast es una máquina de relaciones y ahí es donde está su valor.

Si tienes una audiencia de tamaño decente, puedes reservar entrevistas con personas que de otra manera nunca “tomarían una taza de café” contigo.

Los podcasts son mutuamente beneficiosos. Cuando las personas vienen a un programa, obtienen una exposición adicional, es posible hablar con ellos, aprender de ellos y, lo que es más importante, construir una relación con ellos.

Muchos podcasts abren nuevas oportunidades de inversión y tienen el potencial de ponerte en contacto con posibles socios o personas influyentes. 

Hay que ver el podcast como una extensión de la marca, como una puerta de entrada a relaciones significativas y como una forma de construir una relación más íntima con la audiencia.

A medida que aumentes el número de podcasts, descubrirás que puedes ganar mucho más dinero promocionando tus propios productos y servicios que promocionando los de otra persona. Además, los episodios de podcast generan backlinks y cantidad de menciones en redes sociales. De nada

Twitter, además de servir a la marca personal como red social, es una gran máquina de contactos. Allí puedes encontrar a los invitados de tu podcast. 

El SEO de tu sitio web

Google genera el 68% de todo el tráfico a los sitios web. Así que, una vez puesto en marcha todo lo anterior, aquí es en donde debes centrarte. 

Con SEO, atraes a personas que buscan exactamente lo que estás tratando de vender. Las visitas tienen una intención. 

Por ejemplo, imaginemos que construyes un negocio de marca personal en torno a tu amor por la jardinería. Imaginemos que vendes artículos de jardinería y creas guías para principiantes. Finalmente, imaginemos que alguien busca en Google la frase “los mejores suministros de jardinería para principiantes” y tu sitio web aparece en los primeros resultados de búsqueda.

¿Cuáles son las posibilidades de que esa persona se suscriba a tu lista de correo electrónico o incluso te compre productos desde el principio? Yo diría que bastante altas. 

La clave está en encontrar el equilibrio entre escribir para personas y escribir para SEO. Nunca escribas contenido SOLO con fines de SEO. También debes escribir para el lector. Tus lectores necesitan reconocer tu voz y apreciar tu toque personal.

Cómo construir un negocio de marca personal
Fuente: Unsplash

Monetiza a través de productos y/o servicios

¿Cómo es que monetizar tu negocio de marca personal es el último paso del proceso?

Créeme. Ganarás mucho más dinero si tienes una audiencia que ya está interesada en tu trabajo. Es mucho más fácil realizar ventas reales cuando sabes que las personas que te siguen ya están interesadas en el producto o servicio que ofreces.

¿Cómo conseguirlo? Aquí algunos ejemplos / recomendaciones: 

  • Vender publicidad.
  • Ofrecer entrenamiento / formación. Siguiendo los pasos anteriores ya deberías haberte establecido como un experto en algo. ¿Cómo puedes enseñarle a tu audiencia cómo hacer aquello en lo que ya te has probado?
  • Vender servicios. (El punto de partida más natural para la mayoría de los negocios de marca personal)
  • Crear un programa de membresía. Las membresías son excelentes porque funcionan con un modelo de ingresos recurrentes mensuales, lo que puede hacerlas muy rentables. Sin embargo, tienen un inconveniente porque debes proporcionar constantemente contenido y recursos a tus miembros. Dale una vuelta a ver si es tu modelo.
  • Vender productos. Digital o físicamente. 
  • Ofrecer un boletín de pago. Puedes ¨regalar¨ un boletín informativo gratuito para construir tu embudo y, luego, ofrecer un boletín pagado de “nivel superior” para los miembros que desean acceso especial a contenido, informes o consejos de primer nivel.
  • Organizar charlas, eventos o encuentros. 
Fuente: Giphy

Te preguntarás: Si estos pasos son tan efectivos, ¿por qué no todos lo hacen?

Parece simple y súper lógico, pero te aseguro que es un trabajo duro que requiere mucha paciencia y exige dejar de lado la gratificación instantánea… algo nada fácil para la mayoría. 

Construir un negocio de marca personal es solo para gente constante y que espera recoger frutos a largo plazo. El resto solo ha tenido la suerte de, en algún punto de este proceso, dar el pelotazo. ¿Esto te puede pasar a ti? Claro, ¿por qué no? Seguro que sí, pero, para que ocurra debes estar en el momento y en el lugar correctos y eso, como bien fijo Einstein, es trabajando. 

Si construyes bien tu negocio de marca personal, puedes ofrecer lo que quieras. 

Tú creas el contenido. Nosotros lo enviamos

Escrito por Yacarlí Carreño Soy periodista, especializada en el estudio de comunidades virtuales y Antropología Social. Tengo más de 10 años de experiencia en la publicidad y el mundo digital. Hago consultorías de marketing, branding y comunicación. Ayudo a marcas y personas a conectar, posicionarse y fluir con los cambios. Seguir en Linkedin