Guía de estilo para email: por qué necesitas una y qué elementos debe incluir

Pablo Díaz · 17 May, 2022 · Email marketing avanzado · 8 min

guía de estilo para email

¿Tus emails son reconocibles simplemente al ver su diseño? ¿Serías capaz de saber quién lo envía sin el ver el logo de una newsletter? Yo me he encontrado con varios emails que tienen un estilo muy definido y eso es fundamental para trabajar la identidad de las newsletters y que sean coherentes con la imagen de marca y tono de un negocio o profesional.

En este artículo te quiero acercar más el tema de crear una guía de estilo para tus emails. También te hablaré de los elementos que debes incluir en esa guía para crear mejores contenidos, hacer llamadas a la acción que funcionen y que no se te escape ningún aspecto para crear emails que funcionen.

¿En qué se diferencia una guía de estilo de email del manual de identidad corporativa?

Probablemente hayas oído hablar del manual de identidad corporativa o documento de imagen de marca. Es un documento que recopila las directrices de identididad visual de una empresa. 

Por ejemplo, se suele incluir en qué color debe ir el logo, variantes, tipografía, colores principales y secundarios y algunos aspectos relacionados con papalería (tarjetas, carpetas…)

Ahora bien, para los emails también se puede (y se debe) plantear una guía de estilo para que todo vaya acorde con la imagen de marca.

También es muy positivo contar con él porque si en tu negocio sois varios los que hacéis las campañas de email marketing, es fundamental tener una coherencia visual y de contenido y eso se consigue gracias a una guía de estilo.

No obstante, debido a la idiosincrasia del formato email, en ocasiones, estos elementos no pueden ser idénticos al 100 % con el manual de identidad visual genérico.

Algunas de estas excepciones son: la tipografía, los colores o las imágenes.

Ahora veremos en detalle todos estos puntos y qué debes tener en cuenta a la hora de definir tu guía de estilo para tu newsletter.

Elementos que debes incluir en la guía de estilo de tus emails

Estos elementos son: 

Regístrate gratis Empieza a enviar campañas de email e impulsa tu negocio.
  • Texto
  • Imágenes
  • Identidad corporativa
  • Tipografía
  • Colores
  • Llamadas a la acción 
  • Plantillas

Texto

Como sabes, el texto es el formato principal del email. En este apartado me detendré en todo lo referido a ello.

Remitente, asunto y preheader

  • Indica cuál es el remitente que envía cada email y en el caso de que haya excepciones cuándo se producen
  • En cuanto a los asuntos, lo recomendable es que varíen, aún así, puedes indicar si añadís emojis o no, corchetes y otros elementos
  • El preheader es un texto que en algunos clientes de correos se lee justo después del asunto, es conveniente indicar si se pone y qué tipo de texto o copy soléis poner

Enfócate en tu mensaje principal

Trataría de hacer estos bocetos de imágenes con el estilo de Acumbamail para señalar en otro color las partes a las que nos referimos en cada apartado.

No caigas en el error de cargar mucho el mensaje. Cuando añades mucho contenido y quieres lanzar varios mensajes el email es menos efectivo. Además, corres el riesgo de que se corte en el cliente de correo y no se visualice correctamente.

Trata de hacer un email claro con una única llamada a la acción. Si tienes muchas cosas que decir, es preferible que lo hagas en varios envíos en lugar de uno solo.

Utiliza la jerarquía 

Si tienes que contar varias cosas importantes, apuesta por incluir un pequeño resumen al inicio con varios puntos. 

Le será muy útil a las personas que tengan poco tiempo y de un vistazo rápido puedan ver los temas que tratas en tu email.

También, dentro del cuerpo del email, trata de poner en primer lugar el contenido más relevante y de forma secundaria más abajo el resto.

Utiliza divisores

Cuando tienes emails con varias secciones o apartados, es interesante considerar añadir líneas divisorias para romper el ritmo de lectura y hacer ver que hay separación entre los distintos temas expuestos.

Tipo de email

También es interesante especificar en tu guía de estilo el tipo de email que soléis enviar. Puede ser de dos tipos:

  • Texto plano: el contenido se muestra como si fuera un email escrito desde cualquier cliente de correo. Sin maquetación.
  • HTML: el contenido se muestra maquetado, con distintos elementos como encabezados, imágenes, botones… digamos que se visualiza más como una newsletter y no como un email “al uso”.

Imágenes

Las imágenes es otro elemento que tiene fuerza dentro de los emails. Aunque hay algunos profesionales que prefieren no incluirlas, yo creo que sí que son relevantes en ciertos sectores e emails que necesitan el contenido visual para apoyar sus mensajes.

Para incluirlas de forma correcta hay que tener en cuenta algunas consideraciones importantes:

Tamaño

Ten en cuenta que la imagen que tienes en la web tendrá mucho más tamaño (y peso) que la que necesitas en el email. Trata de redimensionarlas para adaptarlas a la anchura del email.

👉 Puedes utilizar esta herramienta para redimensionar tus imágenes sin necesidad de instalarte nada.

¿Cómo saber la anchura de tu email?

Eso lo puedes ver en el editor de la plataforma que utilices. Suele venir en las configuraciones genéricas. Si usas Acumbamail puedes verlo en “Ancho del área de contenido”:

Lo recomendado suele ser en torno a 600 píxeles. Piensa que si lo haces muy ancho, la imagen será más grande y tendrá más peso, y eso puede ser un problema de cara a la entregabilidad de tus campañas.

Formato de imagen

Indica también el formato de imagen que suele predominar en tus emails: .jpg, .png o .gif. De cómo usar los GIFs en email marketing ya te hablamos en esta guía.

Texto alt

Algo de lo que se habla poco y es muy importante para la accesibilidad de tus emails es completar el texto alt o texto alternativo de cada imagen que insertes.

Básicamente es describir en pocas palabras la imagen que hay para que personas con discapacidad o gente a la que no le carguen las imágenes puedan saber de qué trata.

Identidad corporativa

Cabecera con logo

Es recomendable añadir una cabecera con tu logo o imagen de marca para contextualizar al receptor del email y que asocie el email con tu negocio. 

Tampoco debe ocupar mucho espacio, simplemente que se pueda saber quién es el remitente.

Tipografía

Con las fuentes hay que tener cierto cuidado ya que hay que tratar de usar genéricas. Si la tipografía principal de tu proyecto tiene bastante “personalidad”, es probable que tengas que simplificarla de cara a tus emails. 

Además, piensa que cuanto más legible sea la tipografía, mejor para el usuario y para la conscución del objetivo de esa campaña.

Las mejores tipografías para los emails son:

  • Arial
  • Verdana
  • Helvetica
  • Courier
  • Georgia
  • Lucida Sans
  • Tahoma
  • Times New Roman
  • Trebuchet MS

Estas 9 tipografías son las que se consideran estándar en diseño web y por tanto son más adecuadas para la lectura en cualquier cliente de correo.

Hazlo legible

El tamaño de letra es otro elemento a determinar. Trata de ponerte en la piel de tu lector y no uses un tamaño muy pequeño ya que dificulta mucho la lectura, especialmente en dispositivos móviles.

¿Qué tamaño de letra usar en los emails? Un tamaño adecuado en el cuerpo del correo está en torno a 14 – 16 píxeles. 

Los encabezados para darles la importancia que requieren deben estar en torno a 18 – 22 píxeles.

Juega con las negritas para destacar las partes importantes y facilitar esa lectura diagonal que comentábamos anteriormente.

También es importante elegir un buen interlineado para que el texto tenga aire y no se junten las palabras. En Acumbamail puedes editar el interlineado desde esta parte del editor:

Colores

Separa el encabezado y el pie

Hay algunos emails que separan mediante otros colores el encabezado y el footer o pie del email. 

No es ni mucho menos un aspecto fundamental, pero sí que puedes tenerlo en consideración a la hora de crear tu guía de estilo para tus newsletters.

Utiliza tu paleta de colores corporativa

La imagen visual de tu empresa contará con una paleta de colores primarios y secundarios. Seguramente en tu web tengas un par de colores que predominen.

Utilízalos para tus emails. El color da vida y guía la lectura así como determina qué contenido es más relevante.

Además, estos colores serán fundamentales para los botones y las llamadas a la acción. Con esto pasamos al siguiente apartado.

Llamadas a la acción

Hazlas visibles

Las llamadas a la acción o CTAs (call to actions) son uno de los elementos más importantes en un email. Piensa que es donde suele estar el enlace a más detalles o a la compra y por tanto la conversión.

Por eso deben llamar la atención. Puedes usar un botón para añadirlas o si lo haces mediante texto, utilizar otro color y subrayarlo para que el usuario lo entienda.

Lo más frecuente es usar botones y cambiarles el color corporativo del que hablábamos anteriormente.

Claridad en los CTAs

Además de hacerlos visibles, tienen que ser muy concretos. Utiliza el micro copy y escribe en tus llamadas a la acción textos que enganchen e inviten a hacer clic.

Algunas ideas:

Haz click aquí -> Aquí dentro te lo cuento

Ver aquí -> Vale, quiero ver el catálogo
Apúntate -> Esto no me lo pierdo

Plantilla

Por último, un elemento que te salvará horas de trabajo diseñando y maquetando tus emails es el uso de plantillas.

Contar con una plantilla predefinida es perfecto porque te permite reaprovechar una y otra vez ese diseño que cumple con tu guía de estilos.

Solo tendrás que diseñarlo una vez, guardar la plantilla y así todo el equipo podrá trabajar bajo las mismas directrices visuales.

Si no te da muy bien el arte del diseño, puedes coger una plantilla ya predefinida (en Acumbamail tenemos cientos) y editarla con tus colores y logos para guardarla como tu propia plantilla.

Resumiendo: crea tu guía de estilo y da coherencia a tus mensajes

Como has podido ver, hemos abordado distintos aspectos que, desde mi punto de vista, son imprescindibles aterrizar en un documento como guía para tus emails.

Puedes adjuntarlo a tu manual de identidad de marca o compartirlo con el departamento responsable del diseño de campañas de email marketing. Lo importante es aplicarlo porque esta coherencia de imagen de marca será muy positiva para permanecer en la mente de tus potenciales clientes.

Dime, ¿echas algún elemento en falta? ¿Ya cuentas con una guía de estilo de este tipo?

Me encantará leerte.

Escrito por Pablo Díaz Soy licenciado en Comunicación Audiovisual y, actualmente, Senior Marketing Specialist en Acumbamail. Antes, vendía papel en Dunder Mifflin. Seguir en Linkedin