Acumbamail: Email marketing, SMS y landing pages

Entregabilidad

La entregabilidad es la capacidad de que los emails enviados lleguen a las bandejas de entrada de los receptores asignados, indistintamente de si los emails son abiertos o no. Si los emails no llegan a dicha bandeja de entrada, se puede afirmar que la campaña de email marketing no habrá cumplido los objetivos establecidos, la campaña habrá sido en vano ya que los emails acaban en la carpeta de spam.

Las empresas deben evitar tener una baja entregabilidad porque esto supone que se considere que envían correo basura o se añadan a listas negras.

¿Por qué es importante la entregabilidad en el email marketing?

La entregabilidad es esencial en el email marketing debido a que es uno de los indicadores clave de la gestión de campañas, señala con un valor numérico la capacidad para lograr que los emails enviados lleguen a su destino.

Al tener una entregabilidad baja, es posible que la empresa tenga una reputación débil y esto es un valor clave que influye en la decisión de catalogar un email como spam o no. A su vez, la reputación indica el comportamiento de una campaña de email marketing por lo que si la reputación es baja esto es negativo para la empresa.

Cómo calcular la tasa de entregabilidad

La fórmula más habitual para medir la tasa de entregabilidad es

(Emails válidos / Total de suscriptores) * 100

El resultado es expresado en porcentaje.

Factores que influyen en la entregabilidad

Existen diversos problemas por los cuales los emails enviados no llegan a su destino y son considerados como spam. Estos son algunos de ellos:

Consistencia

El ser constante demuestra una campaña sólida. Una de las claves es el volumen pero hay que establecer la frecuencia adecuada según la campaña.

Formato inadecuado

Es necesario asegurarse de que los emails se puedan visualizar correctamente en todos los dispositivos. Procura no crear una codificación HTML incorrecta y evitar las keywords prohibidas.

Baja reputación

la reputación de tu identidad de correo electrónico afecta a la entregabilidad. Si tu marca tiene un historial problemático o varias quejas, esto influye negativamente a la tasa de entregabilidad y a la reputación.

Información insuficiente del contacto

Es fundamental realizar limpiezas de bases de datos ya que los consumidores se suelen crear nuevas direcciones de email. Los usuarios inactivos son un gran problema para la entregabilidad.

Falta de calidad

Primero la calidad, luego la cantidad. Es preferible mandar pocos emails pero que tengan una alta calidad y asegúrate de que la tecnología opt-in sea quien filtre a tus remitentes.

Por otro lado, cabe destacar 5 agentes que son esenciales en el recorrido que realiza un email y, por lo tanto, influyen en la entregabilidad por lo que hay que tenerlos en cuenta. Son los siguientes:

Autor

Es el agente que decide el asunto, el contenido del email, aparte del volumen de emails que va a enviar y la periodicidad. Es el principal responsable de la calidad de la lista de contactos y esto afecta directamente a la entregabilidad.

Remitente

Un remitente con buena reputación, que no haya sido clasificado anteriormente como spam ni se encuentre en listas negras, todo esto afecta positivamente a la entregabilidad. Los remitentes con dominios de muy reciente creación pueden alterarla.

Emisor

Es la plataforma de email marketing que se responsabiliza de enviar el contenido generado por el autor al destinatario. Dicho emisor debe disponer de una plataforma de alta reputación y una excelente infraestructura.

Proveedor

Es el agente que se encarga de recibir el email y decide qué hacer con ese email en función de diferentes factores.

Destinatario

Este agente también influye en la entregabilidad debido a que analiza el comportamiento para determinar si el email se debe entregar, dicho comportamiento consiste en acciones como disponer del remitente como contacto habitual o haber leído otros emails similares con anterioridad, entre otras.

Cómo mejorar tu tasa de entregabilidad

Se deben cuidar ciertos aspectos para que los emails lleguen a su destino. Algunos de ellos son:

Cuida el proceso de suscripción

Normalmente se suele pensar que a cuantos más usuarios envíes emails mejor, pero, sólo se deben enviar mensajes a quien desee recibirlos y haya dado su consentimiento.

Depura las bases de datos

Hay que limpiar las bases de datos periódicamente ya que se deben eliminar los contactos con sucesivos rebotes.

Tus suscriptores deben guardarte en sus contactos

Al guardarte en contactos se superan la mayor parte de los filtros anti-spam, esta estrategia es muy eficiente ya que el proveedor considera que eres un contacto fiable.

Utiliza una plataforma de email marketing con alta reputación

Hay que elegir un proveedor de email marketing adecuado para que los emails lleguen a las bandejas de entrada.

Promete algo que vas a cumplir y crea mensajes relevantes

Se debe enviar información valiosa para los usuarios, para saber si esta información es valiosa debemos ponernos en la piel de los suscriptores.